Entrevistas
galerĂ­aspaparazzi

¡Qué grande!

Jimena Cyrulnik: "En marzo decidimos con mi marido si buscamos a la nena"

Una nueva empresaria llegó al mercado : la panelista lanzó su marca de trajes de baño para mujeres con cuerpos normales. Y va por las mallas enterizas para hombres. Después del verano, se definirá si va por su tercer hijo… ¡Y quiere una chancleta!

La rubia tiene todas las energías puestas en su línea de trajes de baño.
1 de 4
Renovada en sus energías y tan linda como siempre, Jimena Cyrulnik (41) disfrutó del paraíso turístico de Brasil. Allí, la madre de Tyron y Calder y esposa de Lucas Kirby les hizo honor a las playas y al sol combinando trabajo con una breve escapadita sin su familia. Viajó con la excusa, justificada, de hacer una nota con Fierita Catalano para Decidilo.com. Pero más allá de la felicidad del viaje, la conductora se llevó un disgusto: en el Corcovado le robaron el celular y quedó incomunicada.
 
Recién a su regreso al país pudo volver a estar comunicada con sus contactos y recuperar los mensajes pendientes. Claro, más que nunca necesitaba estar pendiente del aparato móvil porque, a su regreso, ultimó los detalles del lanzamiento de Xyrus, su línea de trajes de baño, que ideó y concretó durante el año. “La idea de hacer trajes de baño viene porque, después de tener a mi segundo hijo, dejé de usar bikini y empecé a usar mallas enterizas. Y cuando busqué una enteriza relajada como la que necesitaba no la encontré, y por eso la diseñé, en diciembre del año pasado. Cuando hice esto para mí me di cuenta de que había una necesidad de un montón de chicas de que haya mallas para cuerpos normales, para mamás, y así empezó la marca. Creo que la creé para que nos amemos más cómo somos realmente las mujeres, sin llegar a ese estereotipo de belleza inalcanzable para muchas, que es el de la chica de cuerpo perfecto. Mi marca tiene todos modelos que estilizan y disimulan eso que no querés mostrar. Hago desde el talle cero hasta talles grandes”, comienza a contar, entusiasmada, mientras se reinstala en el país.
 
“Yo soy talle cero pero el cuerpo, después de la maternidad, te cambia; la piel te cambia, no tiene que ver con la gordura o no, tiene que ver con que los músculos, más que nada, no son los mismos. Tuve anorexia de chica, y esto es poner mi granito de arena en contra del estereotipo de belleza que muchas quieren y que es inalcanzable. En vez de tratar de entrar en un traje de baño para un cuerpo perfecto, por qué no lucir uno para un cuerpo normal. Hoy es esa mi lucha en la moda, por eso tengo talles hasta el cuádruple XL. No me especializo en trajes para talles especiales de gente grande ni para modelos. Tiene que ver con que si querés disimular haber pasado por alguna cirugía, cuando la vida te atraviesa. Tengo mails y testimonios de chicas que me cuentan que hace seis años que no iban a la playa y que ahora lo hacen, que van a un asado y que no les da vergüenza quedarse en malla. Lo que pasa con la marca trasciende lo comercial, ya pasamos a ser una comunidad”, compartió la panelista de Ponele la firma, los domingos por la noche, en América. 
 
–Tu lanzamiento como empresaria abarca sólo las mallas femeninas…
–Esta temporada incluye bodies y monos. Pero se vienen más cosas… Ya estoy preparando el próximo verano, y va a incluir diseños para los más chiquitos y para los hombres, ya va a ser para toda la familia. 
 
–¿Los hombres también te piden trajes enterizos?
–¡Sabés que sí! Pero todavía estamos evaluando si los vamos a hacer. 
 
–¿Evaluando?
–Claro, porque este es un proyecto familiar. Más allá de que es una idea que partió de mí, en la empresa están trabajando mi hermana, mi mamá y mi marido. Pensá que es algo que voy descubriendo en el camino, con el aporte de los consejos que me pueden haber dado algunas amistades, como fue en el caso del manejo de venta mayorista. En cuanto a los diseños sigo mi instinto, pero en lo burocrático y organizativo, con los temas de AFIP, por ejemplo, es un aprendizaje absoluto, como en muchas otras cosas. Por ahora, la cara de la marca soy yo, pero ya tengo pensada a una modelo a la que estoy convenciendo para que sea la imagen de la próxima campaña. 
 
–¿Cómo será la venta?
–Con un local a la calle y por la Web. Yo no estaré atendiendo porque me voy a seguir ocupando de las otras cosas y, en enero, me voy un mes a Uruguay. Estaremos con mis hijos y mi marido en La Floresta, a treinta kilómetros de Punta del Este, en una casa de la familia de mi esposo. 
 
–En tu primer desfile mediático, ¿convocarías a Nicole Neumann o a Pampita Ardohain?
–¡A las dos! Son dos bombas divinas. 
 
–Tenés dos hijos varones, ¿te quedó pendiente la nena?
–Justamente estamos pasando un momento clave con ese tema. Es una decisión que con mi marido ya dijimos que vamos a tomar en marzo. Uno de nuestros hijos ya tiene ocho años, y el otro, tres y medio; por lo menos dieron los primeros pasos de su crecimiento. La verdad es que me encantaría buscar a la nena, pero hay un tema personal a resolver. 
 
–¿De qué se trata ese tema personal?
–Ummmm… Es que no hay garantía de que venga una nena, ¿entendés?
 

tepuedeinteresar

VolviĂł el show de Marcelo

Se hizo esperar, pero finalmente arrancó el show más importante de la televisión.

El particular cumpleaños de Moria Casan

La diva de la lengua karateca celebró sus 72. Hubo torta, pero no velitas. ¿Por qué? Pasen y lean el singular motivo…

Debora Plager: "El vino tinto invita a..."

La periodista de Intratables responde a los grandes antagonismos de ayer, hoy y siempre. ¿Estás de acuerdo?

dejatucomentario