Abel Pintos: «Deseo mucho ser padre, en algún momento va a llegar el momento de…» – Revista Paparazzi

Abel Pintos: "Deseo mucho ser padre, en algún momento va a llegar el momento de..."

TEVE
TEVE

De Bahía Blanca al mundo. Hace más de veinte años demostró sus cualidades artísticas. Por entonces un niño prodigio que supo convivir con esa carga sin que le haya sido difícil llevarla sobre sus hombros. Esas condiciones las mantiene inalterables hasta el día de hoy, como un símbolo de status.

A lo largo de este período, Abel Pintos (35), que se inició en el folclore y pasó por diferentes ritmos musicales, nunca perdió su esencia. Su inconfundible voz lo llevó a transformarse en un referente indiscutido de la música para traspasar fronteras y cautivar en otros países. Sin embargo, y más allá de estar en el olimpo, aún le quedan cuentas pendientes al cantante. Espacios en blanco de otros tiempos que está dispuesto a llenar para que no queden vacíos. Incluso, por lo que representa, por la fila interminable de fans que lo siguen, hasta se podría tomar como una iniciativa para incentivar a otros a que lo hagan.

Pintos comenzó a los 12 años en la música y rápidamente tuvo un crecimiento abrupto. Esto hizo que tuviera que dejar el colegio cuando estaba cursando cuarto año de la secundaria. “En realidad lo dejé mucho tiempo antes, porque desde primero a cuarto no rendía presencial, por mi carrera. Iba muy poco. No era de vago, sino por una cuestión de tiempo”, confesó en una entrevista con Perros de la calle (Metro 95,1).

Las ganas de poder cumplir con eso y, de alguna manera, cerrar un ciclo rondaba en su cabeza, hasta que se decidió: “Estoy estudiando para terminar a través de Internet. Es muy accesible y el nivel de exigencia no es el más alto. Porque en definitiva vos tenés tiempo para preparar trabajos prácticos, no es lo mismo que ir a rendir con un profesor enfrente, estás con la computadora y tenés el acceso a toda la información del mundo”.

Con esta iniciativa, vive un momento de plenitud. En este aspecto, se mostró orgulloso de reencontrarse con esa etapa. “Me pareció genial, el hecho de sentarme a buscar una respuesta de un trabajo práctico ya es un montón, después de muchos años de no hacerlo retomar y estar en contacto con eso, abrir la mente, recibir un montón de data. Estoy recibiendo información cada día que me siento a estudiar. Por ahí me pasa que voy y se lo cuento a un amigo y me dice: ‘Y sí, boludo, obvio’, pero yo siento que estoy descubriendo cosas maravillosas”, enfatizó con una sonrisa y la frente en alto por este gran paso.

Reservado...

Más allá de que su público siempre quiere saber más sobre él, el bahiense se muestra reservado a la hora de hablar de su vida privada. Su costado más íntimo prefiere mantenerlo oculto, no quiere que le pidan la llave de esa puerta que esconde detrás el amor y el romanticismo. Hay sentimientos que prefiere dejarlos para que florezcan puertas adentro.

De novio con Mora Calabrese, el artista ingresó a ese mundo sólo para desmentir ciertas informaciones que circularon como rumor. En una entrevista con La Nación, desmintió que tenga intenciones de pasar por el altar. “No suelo hablar de mi vida privada, pero no es cierto. Muchas veces se dicen cosas porque hay curiosidad especial por las personas que son reservadas. Sinceramente, lo del casamiento no es algo que vaya a pasar en lo inmediato”. Por otro lado, la paternidad parece ser un tema latente. “Deseo mucho ser padre, en algún momento va a llegar el momento de realizarlo”.

Más información en paparazzi.com.ar

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig