Virginia Gallardo: «El casamiento es la prueba de que…» – Revista Paparazzi

Virginia Gallardo: "El casamiento es la prueba de que..."

ROMANCES
ROMANCES
Hace doce años llegó a Buenos Aires desde su Corrientes natal con ganas de triunfar y destacarse en los medios. Los primeros meses no fueron fáciles, pero con el correr del tiempo fue haciendo sus primeras armas. El sueño de princesa empezó a escribirse. En su vida se cruzó Ricardo Fort y la carrera de Virginia Gallardo (33) dio un vuelco. Su nombre cobró otro protagonismo desde que Ricky la presentó como su novia. Eso le valió incorporarse al Bailando e ir escalando dentro del medio artístico. Hoy disfruta de su rol en Polémica en el bar, contemplando cómo la mesa debate sobre los temas del día. Así como disfruta de su vida laboral, también lo hace sentimentalmente.
 
 
Después de separarse de Fort, en el amor no le fue de la mejor manera. Pasaron varios muchachos por su vida, pero con ninguno tuvo éxito. Su vida agitada –las noches de teatro, seguramente– le jugó una mala pasada. Este sinsabor amoroso cambió en 2015, cuando conoció al empresario Martín Rojas (31). Dicen que fue amor a primera vista. Virginia estaba haciendo temporada teatral en Carlos Paz y él fue a verla. Quedó tan maravillado con ella, que no dudó un segundo en conseguir su teléfono. Tras varias semanas de charlas, de idas y vueltas, se pusieron de novios. A los dos años, por tener miradas diferentes de la vida en pareja, comenzaron los primeros chispazos.
 
 
En 2017, Martín decidió terminar con el vínculo. “Me dejó porque doy muchas vueltas para todo. Fue en buenos términos… como nos queremos, fue la mejor decisión”, contó en su momento. Al poco tiempo se reconciliaron, pero la alegría les duró hasta abril de 2018, cuando, una vez más, afrontaron el desafío de caminar por veredas diferentes. El distanciamiento duró hasta septiembre, cuando –una vez más– volvieron. La tercera fue la vencida y, todo indica que la definitiva. Aprendieron a convivir con lo que no les gusta del otro para mirar hacia adelante.
 
 
¡Qué emoción! Tras probar la convivencia en un departamento de Palermo, los planetas se alinearon. Fue tal lo que construyeron que, esta vez, la rubia aceptó el enésimo pedido de su enamorado de pasar por el altar. Hace un mes se comprometieron y ella largó el ansiado y tan esperado: “Sí, quiero”. Con el visto bueno de la novia, los planes para llevar adelante el casamiento se pusieron en marcha. “Nos casamos. Más que un pedido de él, fue algo que fuimos charlando, después de tantos años juntos, nos pareció una buena idea. Fue algo consensuado. Estamos más grandes y es algo que queríamos hacer”, le contó a Intrusos.
 
 
Por otra parte, hizo referencia a las idas y vueltas constantes que tuvo la relación. ¿Qué cambió ahora? “Que estamos más grandes, pero lo importante es que triunfó el amor”. Entusiasmados con este paso que van a dar, con el correr de los días, a medida que iban organizando la cuestión, pasaron de algo íntimo a tirar la casa por la ventana. “Va a ser un gran festejo, con todo. ¡Completito! Primero dijimos: ‘Se firma y chau’, pero después dijimos: ‘Pero, che: ¿si mejor hacemos algo para festejar?’. Se supone que va a ser la primera y única vez que nos casemos y decidimos que tenemos que festejar y rodearnos de la gente que nos quiere”.
 
 
 
 
 

 
 
 
 
 

 
 

 
 
 

@yamieloficial

Una publicación compartida de Virginia Gallardo (@virchugallardo) el

Gallardo se prepara para empezar una nueva etapa de su vida.

Gallardo se prepara para empezar una nueva etapa de su vida.

Martín Rojas es su novio, y es empresario.

Martín Rojas es su novio, y es empresario.

Esta es la tarjeta de la boda.

Esta es la tarjeta de la boda.

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig