Fabián Doman revela: «Me voy a casar en secreto para disfrutar el momento» – Revista Paparazzi

Fabián Doman revela: "Me voy a casar en secreto para disfrutar el momento"

TEVE
TEVE

El camino fue largo y se hizo al andar. Radio, cable, tevé de aire con información general y ahora una nueva etapa. Fabián Doman (54) es el nuevo conductor de Intratables(en el prime time de América) en un año donde al termómetro lo mueven la política y las dificultades económicas. Cómo fue dejar atrás su lugar instalado en las mañanas de El Trece, qué significa el desafío que comienza y cómo se equilibra su presente profesional con el sentimental de la mano de su futura esposa, María Laura de Lillo“Ah sí, sigo siendo un hombre coqueto, por supuesto… En eso me llevo fantástico con mi mujer, que cuando vamos de viaje me ayuda mucho con el tema compra de ropa. Estoy muy encima de la indumentaria, me encanta, debe ser en lo que más gasto. Tratamientos estéticos no me hago, esto (se señala el rostro)es inarreglable. Con el tema del pelo estoy en una lucha que, por ahora, voy ganando. En su momento, hice tratamiento para la caída del cabello, con plasma. Y con dieta estamos eternamente, vivo a dieta… tomo un vaso de aire y engordo”, reconoce el periodista, como antesala a la charla

 

–¿Por qué decidiste darle un giro a tu carrera y arrancar con la conducción de un ciclo netamente político y económico?

–Busqué jugármela en un año electoral, es un desafío nuevo, hacer otra cosa. No era algo que estaba esperando y que pensé un par de horas. No pasaba por mi cabeza que podía pasar. Mi objetivo era cumplir cinco años en Nosotros a la mañana, el año que viene iba a empezar en América 24. Me estoy aclimatando a la nueva rutina. Me empecé a dar cuenta cuando no tuve que poner el despertador, después de catorce años de levantarme temprano. Todavía me levanto entre siete y ocho. Leo los diarios, pongo la radio y la tele, todo al mismo tiempo y a todo volumen. ¡Escucho todo! Hago dos lecturas: a la tarde, vuelvo a leer los diarios, encontrás más cosas. Los periodistas argentinos, me incluyo como el primero, tendríamos que ser un poquito más imaginativos. Leo mucho de lo mismo: una noticia la damos todos igual. 

 

–¿Qué vas a buscar transmitir en esta nueva etapa de Intratables?

–El país como está. La oposición tiende a creer que no se cuenta todo, y sí se cuenta. Quiero que se resalte la voz de la gente común. La protagonista de 2019 es la gente, que te sorprende. Por ejemplo, me encantaría ser colectivero. Quiero que me explique con su recibo por qué hubo paro el 1 de mayo y cuánta plata pierde él, o si gana de más y empieza a pagar ganancias. Un chofer de colectivo hablando de política me puede decir más que un candidato, y lo que eso genera como debate…

 

–¿Viste Nosotros… con el Pollo Alvarez al frente, en tu lugar?

–Sí, me gustó, y hablamos también. El me agradece porque la idea de que el Pollo esté en Nosotros…vino a partir de que me tomé vacaciones, y lo propuse como mi reemplazo. Y ahí quedó la idea de que se podía integrar al proyecto. Y cuando se supo que me iba, me pidieron un nombre y di dos: el del Pollo y el de Sandra Borghi. Quiero que el programa siga eternamente. Me alegró muchísimo cuando me confirmaron que el programa seguía, por la gente, es un momento muy delicado para conseguir trabajo. 

 

–Te llevo a tu vida amorosa. ¿Se viene el casamiento con María Laura?

–Te soy sincero: quiero hacerlo en el más absoluto de los secretos. Es más, llegué a pensar que si me casaba se iban a dar cuenta por el anillo. Es un deseo, y está entre una posibilidad y una realidad. No es que nos falten ganas a los dos, sino ordenarnos. 

 

–¿Por qué querés que la boda sea a puertas cerradas?

–Para poder disfrutar el momento… para mí, el casamiento es casamiento, con libreta, bandera y vincha, todo a lo Rial. Lo que no quiero es tener que estar detrás del catering, el salón, los saladitos, la gaseosa. Todo eso me genera rechazo. Pensé en comprarme el traje en el exterior, o tal vez ya lo tengo. Puede ser que esto se concrete en 2019, que, como es un año político, el casamiento pasará más desapercibido, por ahí el viernes antes de la elección. Igual, eso es un riesgo porque los medios pueden buscar alguna noticia que no sea electoral, capaz que es la única y está la prensa igual. 

 

–¿Vas a procurar que ese secreto sea guardado bajo siete llaves?

–¡Sí! La sentaría a la jueza y le pediría que no filtre el dato. Lo mío va a ser re antiperiodístico, siendo yo periodista, un amargo total. 

 

–¿Es consecuencia de que quedaste “quemado” con la exposición mediática que tuvo la separación de Evelyn von Brocke? 

–¡Obviamente! Si me caso y digo a qué hora y todo… van a decir que lo hago para promocionarme. 

 

–Pero eso daría para preguntarse si te casás la semana que viene, que recién arranca el programa.

–Ah, entonces me puedo casar dentro de un mes. Pasó el debut y no es para promocionarme, ponele. En realidad, tengo miedo por mi mujer. No quiero que ella la pase mal. Yo soy victimario, yo no soy víctima. Por eso, cuando fue lo de mi separación, siempre atendí a todo el mundo. No quería la imagen mía dándole la espalda a un canal de televisión. Te prometo que si me caso te llamo. 

 

–Sí, seguro que me llamás después de que te casaste…

-Ja, ja, ja…

Fabian Doman planea su boda secreta

Fabian Doman planea su boda secreta

Fabian Doman planea su boda secreta

Fabian Doman planea su boda secreta

Más información en paparazzi.com.ar

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig