in

Carmen Barbieri contó el importante cambio femenino que hizo en su casa cuando se separó de Santiago Bal

La mamá de Fede Bal se luce en el Cantando, pero también tiene tiempo para sus quehaceres: “Me gusta renovarme”

Carmen Barbieri abrió las puertas de su casa. Y, con los chicos de La jaula de la moda, siempre comandados por el genial Horario Cabak, la participante del Cantando 2020 contó como vive en cuarentena y mostró todos los detalles de su vestidor y look personal: “Me encanta innovar con todo. Con el pelo agarro la maquinista y me rapo. Me hago cada desastres, que después me lo corrigen”, comenzó. 

Tengo mucha ropa de las cuales no uso nunca. Es este momento estoy usando un sweater largo, amplio, de gente joven que se llama Una vez más. La cuarentena me tiene preocupada porque le doy al jogging mucho. Los compraba cuando viajaba a Nueva York. Son entre jogging y pijama. Estamos con chancletas y al guardarropas lo tuve que eliminar cuando me separé de Santiago. Ahí lo hice dormitorio”, agregó la mamá de Fede Bal.

Al tiempo quise hacer un regio vestidor. Y puse toda la ropa de la vida. Y tengo muchas cosas sin usar. Yo compro mucho en Desigual, me encanta y estaba con las etiquetas. Tapados de media estación que nunca use. Uno amarillo que nunca use. Me estoy tirando mucho al negro. Y esto que te estoy mostrando en colores tienen etiqueta. El próximo ritmo quizás use colores”, dijo sobre su look en el Cantando 2020.

CARMEN BARBIERI LA ROMPE EN EL CANTANDO.

“Cuando hice a Lía Crucet me puse un vestido negro, con un strapless negro que me ajusta y pone los pechos tipo hombreras. La imité toda la vida. Karina me dice: “Te olvidaste la letra”. Y no me olvidé la letra. Lo hice adrede porque es lo que le pasa a Lia”, afirmó sobre el entredicho con Karina La Princesita.

“Nacha Guevara para mi sería el vino, no puede faltar en ninguna comida. Moria el ají puta parió. Le da el Touch. Pepe lavanda, lo estoy usando mucho. Es rico. La Princesita algo entre dulce y salado. Sería cardamomo. Tiene una personalidad maravillosa. No de mala, muy marcada”, confesó Carmen Barbieri sobre el jurado.

“Te pusiste el chip sexual. ¿Se venció, se acabó la pila o está más activo que nunca?”, le consultaron. “Hace mucho que no me lo pongo. Rial le puso chip sexual. Es puro testosterona y las mujeres vamos perdiendo las ganas de tener ganas. Cuando me pusieron el chip empecé a tener lubricación en el ojo. No necesito ponerme cremas. Te da ganas de tener 20 años otra vez”, finalizó. 

Comentarios