Analía Franchín se defendió de quiénes la acusan de tener un cocodrilo en el bolsillo a pesar de ser millonaria – Revista Paparazzi

Analía Franchín se defendió de quiénes la acusan de tener un cocodrilo en el bolsillo a pesar de ser millonaria

La periodista se casó con el empresario millonario Sebastián Eskenazi en 2009 y asegura que no cambió nada a pesar de tener dinero.
TEVE
TEVE

La vida de Analía Franchín cambió radicalmente en 2009 cuando se casó con el empresario millonario Sebastián Eskenazi.

En aquel entonces, en 2009, decidieron casarse en secreto y tan solo un año más tarde se convirtieron en los padres de Benicio; pero su relación siempre llamó la atención de los fanáticos que querían conocer un poco más de la intimidad de la pareja, y ahora Franchín decidió abrir un poco esa puerta. 

En diálogo con GENTE mediante un vivo de Instagram, la exparticipante del reality de cocina contó cómo cambió su vida pasando de ser una chica del barrio de Floresta a tener una nueva vida rodeada de lujos y comodidades, de la mano de su marido. 

La plata lo que hace es desnudar a la gente", comenzó explicando. Sin embargo, aclaró entre risas que ella aún mantiene su costado austero: "A mí la plata no me cambió, yo sigo yendo todos los lunes y miércoles al supermercado que es cuando tengo el descuento”.

Además, aclaró que a pesar de sentir que puede darse los gustos de comprar en el lugar que desee, siempre busca cuidar la economía del hogar y encontrar los mejores precios: “Si la carne está muy cara le pido a mi mamá que vaya a la carnicería del barrio y me haga el pedido ella. Porque los alquileres de los locales en los barrios son más baratos”.

Más información en paparazzi.com.ar

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig