Diego Maradona: revelan cómo fue la charla para que acepte internarse y la verdad de su vínculo con el alcohol – Revista Paparazzi

Diego Maradona: revelan cómo fue la charla para que acepte internarse y la verdad de su vínculo con el alcohol

El doctor personal del ídolo, Leopoldo Luque, detalló todo lo que sucedió, cuál era el estado y qué lo motorizó a estimular la internación.
TEVE
TEVE

La rotación del planeta pareciera detenerse. Todo el mundo se mantiene en vilo por la salud de Diego Maradona, que atravesó por una intervención quirúrgica por un hematoma subdural en el cerebro. 

A partir de la magnitud de la figura, la clínica Olivos se erige en un foco de atención inmenso, con cobertura total de decenas de medios. Claro que las incógnitas se disparan, todavía faltan conocerse detalles del estado de situación que derivó en la internación, cómo se lo tomó el astro, qué desea hacer ahora, dónde seguirá la rehabilitación

Su médico personal, Leopoldo Luque, explicó en algunas ocasiones los avances de Diego, pero con mensajes concisos. Hasta que en las últimas horas brindó una entrevista con Radio La Red, donde se explayó con muchos más pormenores.

"Tenía trastorno cognitivo que no debería estar sucediendo. Sentí que era un buen momento para llevarlo a una clínica y estudiarlo un poco", contó Luque.

Respecto al origen de su determinación de llevarlo a realizarse estudios, el doctor contó: “Fui a verlo sábado y el domingo por pedido de la gente que está cerca de él. Lo veían raro, confundido. Más allá del trastorno para caminar, deambular. Llamaron la atención algunas cosas raras en su personalidad, como su estado de ánimo".

En relación con las señales que despertaron su preocupación, Luque sostuvo: "Lucía confundido: emitía un comentario o una respuesta de algo que no se le había preguntado o no se le estaba diciendo. Eso es un trastorno cognitivo que no tendría por qué estar sucediendo. Mi primera pregunta fue si había tomado algo y me dijeron que no. Estaba confundido. Sentí que era un buen momento para llevarlo a una clínica y estudiarlo un poco".

A la hora de describir cómo logró persuadir a Maradona, Leopoldo expresó: "Ese día de la internación no me costó tanto convencerlo, pero venía de varios intentos previos. Entré a su habitación, él estaba acostado. Le dije 'Diego, vamos'. 'No, tordo'. La de siempre. Después, en el postoperatorio, Diego salió a caminar conmigo en el sanatorio. 'Diego, tenés que quedarte', y dijo que no. Se puso agresivo en el sentido de querer manejar la situación, como maneja todo siempre. Lo vimos con un cuadro que se interpretó como abstinencia; de sudoración, taquicardia y euforia".

DIEGO Y EL ALCOHOL

Sin tapujos, el médico abordó la sensible temática del lazo de Diego con el consumo de alcohol.  "Solucionados esos temas no están nunca; están tratados. Era tomar una copa y hacerle mal, en el último tiempo, por los antecedentes. El punto es que a esa copa por ahí la necesitaba. No es un gran consumidor, pero es todo un cuadro con los fármacos que toma. Los fármacos que toma son varios. Un poco de alcohol, no mucho, a ciertos fármacos les hace mal. Son varios para conciliar el sueño... No quiero entrar en detalle", relató.

"Se puso agresivo en querer manejar la situación. Lo vimos con un cuadro de abstinencia; de sudoración, taquicardia y euforia", describió el médico.

En torno a las posibilidades de mudar al ídolo a una propiedad en zona norte, más precisamente en Nordelta, Luque aseveró: "En principio, a Maradona no lo pongo en un cuadro de adicción. Es un paciente que vive en extremos. Cuando él quiera, va a dejar de hacer eso que le hace mal, pero no logra convencerse él todavía de que tiene que hacer eso. Pero lo va a hacer. Yo tengo mucha fe".

Más información en paparazzi.com.ar

TEMAS

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig