Fabiana Araujo: “Estoy mucho mejor, pero sigo con dolores y secuelas de la enfermedad” – Revista Paparazzi

Fabiana Araujo: “Estoy mucho mejor, pero sigo con dolores y secuelas de la enfermedad”

La conductora aún sufre las consecuencias del síndrome de Guillian-Barré. En un año de pérdidas familiares pero también de muchas cosas lindas, lo sucedido fortaleció su matrimonio.
TEVE
TEVE

Sinónimo de elegancia y distinción, Fabiana Araujo (53) atravesó un año difícil. Todavía en recuperación a causa del síndrome Guillain-Barré, la conductora de Donna Moda hace un balance muy importante de este 2019 que se está yendo de a poco.

“Estoy terminando el año mucho mejor. La enfermedad que tuve fue más larga de lo que pensaba. Sigo con algunos dolores y algunas secuelas pero que me permiten hacer una vida prácticamente normal. No sin esfuerzo, en el sentido de que todavía tengo que hacer rehabilitación, tengo molestias y una especie de fatiga muscular. Pero la verdad es que estoy realmente mucho mejor, lo cual me pone de muy buen humor y me permite disfrutar de la vida", arranca.

"Y encadenado con el amor, también me da la posibilidad de disfrutar bien de mi pareja con Alejandro Pérez Escoda. El me acompañó tanto todo este tiempo con una paciencia infinita. Nos afianzamos mucho como pareja, como proyecto de estar y de seguir juntos, estamos muy bien. Este fue un año difícil en todo sentido…”, dijo en la presentación de Bonhomie.

FABIANA LE PONE SU SONRISA A LA VIDA.

–Uno podría creer que con tantos años dedicada a la moda y a la conducción tenés una realidad resuelta.
–Fue un año difícil desde lo político, lo material, lo laboral y lo social. Un año muy comprometido con muchas cosas. Creo que no fue fácil transitarlo para nadie. Pero lo estamos terminando con un muy buen balance. En lo personal tuvo muchos vaivenes… Falleció mi mamá a principios de año, y eso fue muy movilizador. Tuvimos, también, muchos problemas de salud de familiares y de amigos.

-¿Qué pasó?
-Es un año muy intenso y, a la vez, con enormes alegrías. Pasamos de grandes tristezas a grandes alegrías. Hicimos unos viajes muy lindos con mi marido. Pasamos momentos extraordinarios con amigos y con familia y, también, atravesamos momentos muy tristes. Pero todo esto nos ha unido mucho desde lo familiar y lo afectivo. Son las pruebas de la vida, los desafíos que realmente te fortalecen y te hacen estar mucho mejor. Estoy encarando las vacaciones, terminando el año número 23 de Donna Moda.

–¿Tenés en vista cambios para el próximo año del programa?
–Sí, la idea es hacer una reestructuración desde la escenografía, la música, la apertura del programa, y la dinámica del programa. Tengo una fuerte intención de estar mucho más en las redes. Las redes replican todo lo que sucede en la televisión. Recién en los últimos años se les está dando jerarquía a los programas de moda en aire, siempre estuvieron relegados al cable. Y nosotros tenemos un proyecto para el próximo año con respecto a eso. De hecho, la llegada del Martín Fierro de la moda la ha visibilizado y ahora la gente se está preocupando mucho más en esto. En una época, la moda era un rubro menor, como el de cocina. Era un segmento dentro de un programa.

–Siempre te caracterizaste por una estética refinada y sensual, ¿nunca te propusieron hacer producciones sexis, mostrar ese costado?
–Es que tuve un perfil muy tranquilo… Tampoco es que tuve propuestas como para hacer producciones demasiado hot. Tal vez porque siempre estuve casada. Pero no es algo que descarto, porque el físico y la cara los sigo teniendo, pero nunca fue mi prioridad. Lo mío siempre fue una imagen más elegante.

Más información en paparazzi.com.ar

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig