Gabriela Mandato denunció que la clínica discriminó a su bebé por tener coronavirus – Revista Paparazzi

Gabriela Mandato denunció que la clínica discriminó a su bebé por tener coronavirus

La vedette relató la angustia que padeció en su internación para dar a luz, el extraño destrato que recibió de los médicos.
TEVE
TEVE

Incertidumbre, nervios, ansiedad y miedos. Algunas de las sensaciones que brotan en el trance de ingresar a un quirófano para dar a luz a un hijo. Claro que si a eso se le suma el contexto mundial de una pandemia se maximizan las emociones. Eso le sucedió a Gaby Mandato, que la semana pasada se convirtió en mamá y también temió por el coronavirus.

El problema surgió de un primer testeo que saltó detectable en la vedette, lo que generó todo un clima muy extraño a la hora de ingresar a la clínica para la cesárea programada. La blonda profundizó de todo ese trance en una entrevista con el Run run del espectáculo, que se emite en Crónica.

"Me internaba el lunes para la cesárea y el viernes anterior me hacen un hisopado y me dio positivo. Estuve meses cuidándome, no fui a trabajar. Y me dijeron, además, que el padre no viniera a la cesárea porque era contacto estrecho, así que me tenía que buscar a alguien que me acompañe", inició en la descripción del trauma.

"No lo querían atender, no lo venían a ver.Decían que tenían que atender primero a los nenes que estaban sanos. Pero mi nene dio negativo en el test", exclamó Mandato.

Con todos los sentimientos que florecen en la víspera de un nacimiento, Gabriela sufrió de muchas decisiones peculiares del centro de salud. "Fue todo muy duro, fui llorando a hacerme la cesárea. Me acompañó mi hermana, pero a mi marido no lo dejaron entrar, no hubo manera”, aseveró.

Esa presunción de covid provocó que tras dar a luz, Mandato se alojará en una sala totalmente aislada con su pequeño Ignacio. En esa etapa llegaron los tratos más incómodos. "No lo querían atender, no lo venían a ver. Me tuve que pelear con todo el mundo para que vinieran a verlo. Decían que tenían que atender primero a los nenes que estaban sanos. Pero mi nene dio negativo en el test", contó visiblemente conmovida. 

"Lo que más me dolió es que discriminaron a mi bebé. Le tenían miedo. Muchos médicos tienen pánico al coronavirus", bramó Gabriela.

Esa impotencia por la ausencia de atención de los profesionales la motorizó a reclamar con vehemencia. “Los médicos fueron después a verme porque empecé a los gritos, me levanté con los puntos de la cesárea, buscaba a un médico porque era la noche y nadie había venido a ver a mi bebé . ¿Por qué no se dedican a otra cosa?”, exteriorizó.

Para cerrar, Gabriela afirmó que toda la situación se transformó en una discriminación: “No me importa que me hayan discriminado a mí. Lo que más me dolió es que discriminaron a mi bebé. Porque no lo tocaba nadie. Le tenían miedo. Muchos médicos tienen pánico de esta enfermedad".

Más información en paparazzi.com.ar

TEMAS

Comentarios

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig