La reacción de Rial con Facundo Ambrosioni cuando supo que se iba a separar de su hija: “Le pidió a Morena hablar conmigo” – Revista Paparazzi

La reacción de Rial con Facundo Ambrosioni cuando supo que se iba a separar de su hija: “Le pidió a Morena hablar conmigo”

El futbolista cordobés se refirió a la última charla que mantuvo con el periodista de Intrusos.
TEVE
TEVE

La relación de Facundo Ambrosioni (20) y Morena Rial (21) no fue como la de cualquier pareja adolescente. La de ellos siempre fue especial porque ella es hija de Jorge Rial, un hombre muy conocido tanto en el ambiente periodístico como en el artístico.

Él, que está en pantalla desde hace más de 20 años, entra en la casa de los argentinos cada mediodía. Por eso, durante un vivo con Paparazzi, Ambrosioni contó cómo se llevaba con el Intruso durante el tiempo que fue su suegro.

“Con Jorge he hablado lo más bien”, dijo primero el muchacho. Pero después admitió que nunca profundizaron: “No tenía mucha relación, sólo cuando íbamos a la casa de él a comer y ahí si charlamos un poco”.

Después, se refirió a la última charla que mantuvo con el periodista. “Cuando More le contó por teléfono que nos íbamos a separar, él pidió hablar conmigo y ahí fue la última charla que tuvimos”, detalló el cordobés.

Más tarde apuntó a las diferentes clases sociales a las que pertenecen como una complicación más en su relación. “Me gusta estar con la gente que me hace bien. Capaz que la paso mal con el que tiene todo y la paso mejor con el que no tiene mucho. Me gusta la sencillez”, dijo sin vueltas sobre la separación.

“Tampoco quiero hablar mal de ella, pero es como que ella venía de otro nivel de vida. Venimos de distintas cunas. Y eso a veces se hacía complicado”, agregó.

"Ella se encerraba en su pieza, comía con mis amigos y después se iba. Ella estaba en su mundo", dijo Facundo.

“Yo puedo salir a bailar con el mejor del mundo y después vengo acá, a Córboba, y quiero salir con mis amigos del barrio”, añadió.

A la par que recordó que si invitaba a sus amigos a su casa, Morena esperaba –ansiosa- el momento en que ellos se retiren. “A veces iban los chicos a casa pero se hacía complicado porque ella decía: ‘¿Y a qué hora se van?’ Nos quedábamos hasta tarde… Ella se encerraba en su pieza, comía con nosotros y después se iba. Ella estaba en su mundo”, concluyó.

Más información en paparazzi.com.ar

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig