Ana Franco habla de su traumática relación con el Teto Medina: “No es un tipo malo, pero está muy enfermo” – Revista Paparazzi

Ana Franco habla de su traumática relación con el Teto Medina: “No es un tipo malo, pero está muy enfermo”

La escritora revela detalles de su noviazgo con el conductor. De los difíciles episodios de consumo de sustancias y de su supuesta portación de armas. “Lo vi llamar desesperado a un dealer”
TEVE
TEVE

La justicia aceptó un escrito de la última pareja de Teto Medina, Mónica Fernández, con un pedido de llamado a indagatoria y la solicitud de su inmediata detención, a consecuencia de dos denuncias: violencia de género y hostigamiento y violencia de género con armas de fuego.

A horas de la resolución, Ana Franco, quien fue la única pareja famosa del ex panelista de Implacables -los fines de semana, en El 9- habló con Paparazzi sobre los motivos por lo que se ofreció como testigo en la causa.

La escritora confesó los traumáticos episodios que vivió con el periodista y su consumo de drogas, y la abultada deuda, en dólares, que aún tiene con ella.

“Conozco a la denunciante, y la verdad es que coincidimos en muchas cosas. Lo que ella denunció yo lo viví y lo naturalicé. Hay muchos puntos de coincidencia con ella. Cipolla, su abogado, presentó un escrito en el juzgado y se lo tomaron porque esto se venía estirando y él nunca se presentó a declarar. Piden la detención por desacato, por no haberse presentado a declarar, siempre poniendo pretextos, aseguró la literata.

“El estuvo en fiestas, tenemos algunas pruebas. Tuvo la mala suerte de que una amiga mía es rosarina y le mandó una foto que estuvo en Año nuevo en una fiesta. Después, lo vieron varias veces acá, por Palermo. Sabía que estaba viviendo en Martínez, en la casa de un amigo”.

“Intenté comunicarme con él, primero en buenos términos, para saludarlo. Después, me habían dicho que se había ido a la Plaza Armenia a llorarle a los linyeras por mí, y yo le empezaba a pedir plata, de mi plata. Le decía: "devolvéme aunque sea de a cinco dólares, todos los dólares que me debés. Mostrame voluntad de pago, no hay necesidad de vernos, me los van mandando por alguién". Nunca me hizo caso”, contó Ana.

"No me desenamoraba, me tenía como una pelotuda ahí pensando "pobrecito, ya va a estar bien". Y nunca estuvo bien”, reconoció Franco.

“No sé cuántos dólares me debe, yo vendí un departamento, así que imagínate la cantidad de dólares que me fue sacando. Le decía que me devuelva por la dignidad de él, para que realmente me demuestre que está saliendo de la droga. Por eso se lo decía, no por otra cosa. Porque perdido por perdido, ya está perdido”, señaló Franco.

“Viéndolo a la distancia… ¡qué horror! Como pude permitir y permitirme, ante todo, contemplar el deterioro de un hombre que llegara hasta lo más bajo. Hasta lo he visto por teléfono suplicarle a un dealer. Y eso, en ese momento, no me desenamoraba, me tenía como una pelotuda ahí pensando "pobrecito, ya va a estar bien". Y nunca estuvo bien”, reflexionó la guionista, en voz alta.

"Las fotos que él me mostró eran, supuestamente, de esas armas en esa cartuchera, dudo que hayan sido otras", confesó Ana.

“Una vez se dejó las llaves de mi casa, de madrugada, en el taxi de un dealer, estuvieron dando vueltas mis llaves y después llegaron a término. Cambié la combinación. Yo me ofrecí porque, más que nada, reconocí las cartucheras (en relación a la tenencia de armas que tendría Medina). Había visto en fotos las armas que él había mostrado hace un tiempo por una cuestión. Yo me asusté y se hizo el pelot… Pero le pregunté a una amiga y me dijo que eran calibre 38, corto

“Quiero atestiguar porque ella tiene las cartucheras pero no tiene las armas. Las fotos que él me mostró eran, supuestamente, de esas armas en esa cartuchera, dudo que hayan sido otras. Marcelo no es un tipo malo, está muy enfermo. La apoyé mucho a Moni”, confió Franco.

“Ella vino a mi fiesta de cumpleaños, tuvimos algunas salidas juntas, le presenté a amigos, gente del medio en los asados y en mi cumpleaños porque ella no salía a nunca por lo aterrada que estaba. La vinculé y formamos una amistad, estamos empezando una amistad”.

Más información en paparazzi.com.ar

Vínculo copiado al portapapeles.

3/9

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit.

Ant Sig