in

Cómo fue el último adiós a Gustavo Guillén, contado por su ex pareja: “Se fue acompañado por su primera mujer, por mí, su actual pareja y por su hijo mayor”

El actor no llegó a saber que tenía cáncer. Su ex mujer, Luciana Abelenda, contó por qué no se lo dijeron. “No era necesario que lo supiera, no aportaba nada”

Anoche sorprendió la noticia del fallecimiento de Gustavo Guillén. El actor perdió su vida después de una intervención de para limpiar su vejiga, horas después de que le diagnosticaran un cáncer de próstata.

Internado en una clínica de La Plata, al galán se le hizo una intervención quirúrgica en un intento de aliviar un grave cuadro que lo había llevado a terapia intensiva. Horas después, hizo un doble paro cardiorespiratorio: superó el primero, pero no pudo salir del segundo.

Luciana Abelenda, su ex pareja, con quien tuvo varios conflictos que se hicieron públicos, contó en Los ángeles de la mañana cómo fueron las últimas horas del artista.

“Gustavo no se fue solo. Cuando estuvo en terapia, yo estuve todos los días. Estuvimos hablando, sabía que yo estaba al lado de él. Y ayer se fue acompañado por Lorena, que fue su primera mujer, por mí y por su hijo mayor. Durante este tiempo fuimos un gran equipo”.

Fue un desenlace muy repentino. Nadie, ninguno de nosotros conocíamos el resultado de la biopsia que confirmó el cáncer. Del resultado nos enteramos hace muy poquitos días, cuando él ya estaba internado”.

“Si llegó a la internación en el estado en el que llegó, no fue una cuestión de abandono. Nadie sabía de la gravedad del caso, ni siquiera él conocía su propio estado”.

EL ACTOR ESTABA SEPARADO DE SU SEGUNDA ESPOSA, LUCIANA ABELENDA.

“Cuando se mencionan los conflictos que hemos tenido, ante todo y en primera instancia, Gustavo era familia para mí. Gustavo es el papá de mi hijo. Nosotros tuvimos conflictos como pareja, no como familia, como papás de Pedro, lo teníamos muy claro”

Primero había que atacar otra cuestión que era el tema de la infección, eso era lo inmediato. Y bueno… no dio tiempo a nada”

Me enteré del diagnóstico cuando llegó el resultado de la biopsia, a través de su médico de cabecera. A partir de ahí, el desenlace fue muy rápido. El no supo el resultado, no llegó a saberlo. No era necesario que lo sepa, no aportaba nada. Pero sÍ sabía que tenía que operarse”

Apesadumbrada, a la hora de responder si Gustavo no había sido operado para extirparle el tumor porque el cuadro era irreversible, Lorena compartió. Primero había que atacar otra cuestión que era el tema de la infección, eso era lo inmediato. Y bueno… no dio tiempo a nada.

Comentarios