in

Natalie Weber reveló un secreto de su pasado: la echaron del colegio

La modelo contó un episodio muy poco conocido de su vida, cuando la expulsaron de un secundario por defender a una amiga.

Natalie Weber denota sensibilidad, inteligencia, buen desenvolvimiento en los medios y también una actitud muy enérgica y divertida. La esposa de Mauro Zárate acudió a su estilo más descontracturado para narrar una anécdota imperdible

La morocha suele compartir un live de Instagram con Facundo Verón, un amigo y comunicador, en los que hablan de todo, siempre por las noches y con mucho desparpajo. El fin de semana protagonizaron una nueva transmisión, en la que salió a flote una vivencia muy particular

NO ERA BUENA ALUMNA, DE HECHO, ME ECHARON DE UN COLEGIO POR DEFENDER A UNA AMIGA

La charla se sumergió en la época de estudiante de Natalie, así explicó que pasó por tres colegios y describió su look en esa época. “Era flaquita, bastante chata, entonces iba con pollerita cortita, me encantaba mostrar las piernas”, relató.

Paso seguido, Weber reconoció sin ruborizarse: “No era buena alumna, de hecho, me echaron de un colegio por defender a una amiga”. Claro que semejante título invitó a profundizar en ese episodio. 

ENCARÉ AL PIBE PARA DECIRLE QUE NO JODA MÁS CON MI AMIGA, COMO ME CARGABA LE ANTICIPÉ QUE NO SIGA PORQUE IBA A PARTIRLE EL BANCO POR LA CABEZA

Natalie no tuvo ningún problema en develar ese secreto. “Había un pibe que salía con una amiga que estaba muy enganchada. Él no tanto y la boludeaba. Por otro lado, yo tenía otro grupo de amigas y este pibe se dio unos besos con otra mina en el boliche, delante de mi amiga que estaba enamorada. Entonces, el lunes lo encaré y le dije a chico que no la joda más a mi amiga. Entonces me empezó a cargar, por lo que le dije que no me joda porque le iba a partir un banco en la cabeza”, empezó la descripción del hecho.

LEVANTÉ EL BANCO Y JUSTO ME PARÓ LA PROFESORA DE INGLÉS. ME CLAVARON 24 AMONESTACIONES

Luego en la continuidad de la historia, la modelo aseveró: “Como no paraba en joderme, cazé el banco, lo levanté, justo estábamos en la hora de inglés y la profesora me gritó ‘Weber’, yo con el banco en la mano. Le respondí a la profesora ‘this boy is a shit’. Entonces me clavaron 24 amonestaciones”. 

Claro que no terminó ahí, porque Natalie se animó hasta recordar el llamado a su madre. “Mi mamá es toda fina, siempre me reta cuando digo groserías. Agarré mi celular y la llamé, me dijo que estaba trabajando, pero cuando le conté que me estaban echando no sé cómo hizo pero en diez minutos estaba en Vicente López”, lanzó.

Paparazzi la consultó a Natalie para profundizar en el acontecimiento y detalló: “Al final me echaron y no llegué a partirle el banco. Encima mi amiga seguió chapándose al flaco”.

Comentarios